Inicio Illinois Ventas récord de marihuana recreativa en pandemia

Ventas récord de marihuana recreativa en pandemia

273
Compartir

Illinois lleva recaudado $ 105.9 millones en ingresos fiscales relacionados con las ventas de marihuana recreativa desde su legalización el 1 de enero de 2020. Las cifras favorables reportadas hasta septiembre para el estado indican que durante la pandemia de coronavirus el consumo de la hierba no se ha interrumpido.

En septiembre las ventas de marihuana recreativa en Illinois crecieron de nuevo hasta alcanzar el récord de $ 68 millones de dólares. Al iniciar en enero sus actividades comerciales las empresas del sector obtuvieron $39.2 millones, y el estado $10 millones en ingresos fiscales, pero al mes siguiente se redujeron a $ 34.8 millones.

En marzo, con el inicio de la pandemia, las venta se elevaron a $ 36 millones. Desde entonces, y en tiempos de confinamiento por el brote de coronavirus, la comercialización de marihuana recreativa no se suspendió, aunque se adaptó a la venta en banqueta y a domicilio, hasta casi duplicar su volumen en los seis meses siguientes.

De acuerdo con datos del Departamento de Ingresos de Illinois, el estado recibió a septiembre por concepto de impuestos a la industria de la marihuana para entretenimiento de adultos $ 69.7 millones a través del Fondo de Regulación del Cannabis y $ 36.1 millones de impuestos a las ventas estatales y locales.

Los amplios ingresos por estas ventas fluyeron también a los gobiernos locales, los programas de tratamiento de drogas y la aplicación de la ley. Al menos $16.1 millones de dólares fueron directos para los condados y municipios, y se re-invirtieron los recursos percibidos por el estado a las comunidades más afectadas por las políticas fallidas anti-drogas del pasado.

De acuerdo con la ley, casi el 50% de los ingresos recaudados a través del Fondo de Regulación del Cannabis se re invierten en  esas comunidades por el Programa Restaurar, Reinvertir y Renovar (R3), el cual recientemente distribuyó  $ 31.5 millones en subvenciones para las organizaciones sin fines de lucro que trabajan en esas áreas.

 

Además, desde el 1 de julio los condados y municipios pueden imponer un impuesto adicional sobre las ventas de cannabis recreativo que se produzca bajo su jurisdicción. Esto significa otra opción de financiamiento mensual de los gobiernos locales, que podría alcanzar una derrama mensual de $ 3 millones.