Ruby Madrigal, la SBDC y el rescate de un negocio de perros

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

La historia de Ruby Madrigal y su K9 University Chicago, un negocio canino mordido por el COVID-19 y rescatado por SBDC, la agencia de  pequeños negocios del gobierno de Illinois.

Redacción Negocios Now

Si hay un nombre que Ruby Madrigal no olvida al hablar de la historia de su negocio canino K9 University Chicago,  ese es el de Andrew Fogaty, un ejecutivo de los Centros de Desarrollo de Pequeñas Empresas de Illinois (SBDC, por sus siglas en inglés).

Como a muchos dueños de negocios a lo largo y ancho del país, COVID-19 puso a la empresaria ante uno de los desafíos más grandes de su vida, que era salvar su negocio de 25 años de existencia.

Cerradas las operaciones debido a la pandemia, K9 University Chicago perdió la capacidad de pagarle a sus 35 empleados y de atender a valiosos clientes en medio de un panorama incierto para esta compañía asentada en el vecindario de East Garfield Park, en el oeste de la ciudad.

¿Cómo salir de esta situación?, se preguntaba Ruby, abrumada por el golpe inesperado. Fue entonces que salió a relucir una vez más el nombre de Andrew,  Director de SBDC en Greater Southwest Development Corporation, y quien la había ayudado anteriormente a obtener préstamos.

“Sabía que la primera llamada tenía que hacerla para Andrew, que me ayudaría a desarrollar un plan, y que podía guiarme a través de la crisis más grande de mi vida profesional. Y así fue. El SBDC simple y llanamente salvó mi negocio”, dijo la empresaria.

A través de la agencia del gobierno de Illinois, Ruby recibió asesoramiento y orientación constante para navegar con éxito por el complicado laberinto de nuevos documentos y políticas federales requeridos para recibir los fondos del gobierno, como el Programa de Protección de Cheques de Pagos (PPP)  y el Economic Injury Disaster Loan, un préstamo de emergencia por Daños y Desastres Económicos (EIDL).

Gracias a los esfuerzos del SBDC, K9 University Chicago aseguró un total de $210,000 en fondos que le ha permitido sobrevivir. Ruby no esconde su agradecimiento por la agencia.

“Pude pagarle a mi personal y continuar financiando gastos generales en mis instalaciones y permanecer abierto como un negocio esencial para muchos clientes que brindan servicios esenciales como primeros auxilios, y trabajadores de salud que ayudan a mantenernos seguros en este momento difícil”, comentó.

No era la primera vez que la empresaria trabajaba con SBDC para sacarla de apuros. La agencia también la ayudó a obtener un préstamo hipotecario para comprar el edificio donde opera K9 University y que estuvo alquilando por 10 años.

“Empecé pagando $3,000 de alquiler y fue subiendo hasta pagar $10,000 al mes. Entonces Andrew me sugirió comprar el edificio y me ayudó a conseguir el préstamo bancario respaldado por la SBA”, recordó.

“En realidad fue idea de Andrew comprar el edificio, nunca pensé que fuera siquiera un posibilidad para mí. Él plantó la semilla, me dio confianza y me guió en el camino hasta hacerlo realidad. Hoy soy dueña de mi propio edificio”, dijo entusiasmada.

Para Ruby este servicio gratuito provisto por el estado de Illinois es algo que todo propietario de una pequeña empresa debe conocer y acceder. “Los profesionales de este grupo están dedicados a mi éxito, porque así es como se mide mi éxito”, dijo.

K9 University Chicago es una suerte de hotel cinco estrellas para los perros. Allí lo entrenan, lo bañan y lo cuidan cuando sus dueños toman vacaciones o quieren descansar.  Provista de nueve camionetas,  el equipo de empleados va las casas, recoge los caninos y  luego los regresa a sus dueños.

El amor de Ruby por estos animales viene de muchos años. “Me crié con perros, pero nunca tuve todo lo que se necesitaba para cuidarlos; en los años 90 ayudé a empezar un negocio para el rescate de perros, luego me hice socia de K9 University Chicago y terminé comprándolo”, recuerda.

Dos décadas después sus sueños corrieron peligro por el COVID-19, un enemigo invisible y letal para humanos y negocios, y  que ha sido una enseñanza para esta mujer emprendedora.

“He aprendido muchas lecciones valiosas durante esta crisis, pero quizás la más importante es constatar el poder de la comunidad, de mis clientes, mi equipo y el increíble apoyo de SBDC y de SBA que me ayudaron a superar el momento más difícil que mi negocio ha enfrentado en sus 25 años de vida”. NN

Edición Digital

Edición digital
anuncio1
anuncio 3

Últimas Noticias