Recomendaciones de los CDC para los estudiantes:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) publicaron una guía para que los estudiantes vuelvan de manera segura a la escuela.  Estos son algunos de los datos claves: 

En este momento la vacunación es la principal estrategia de prevención de salud pública para terminar con la pandemia del COVID-19.  Promover la vacunación puede ayudar a las escuelas a retornar de forma segura a la enseñanza presencial y a las actividades extracurriculares y deportivas.

Todas las personas (de 2 años de edad o más) que no estén totalmente vacunadas deben usar mascarilla en espacios cerrados. El uso consistente y correcto de mascarillas por parte de las personas que no están totalmente vacunadas es particularmente importante en espacios cerrados o cuando hay grandes aglomeraciones de personas y no es posible mantener el distanciamiento físico.

Los CDC recomiendan que las escuelas mantengan una distancia física de al menos 3 pies entre los estudiantes dentro de los salones de clase, en combinación con el uso de mascarillas en espacios cerrados por parte de quienes no estén totalmente vacunados, para reducir el riesgo de transmisión. Cuando no sea posible mantener una distancia física de al menos 3 pies, como cuando las escuelas no pueden reabrir totalmente y, a la vez, mantener estas distancias, es sumamente importante implementar varias estrategias preventivas adicionales, como el uso de mascarillas en espacios cerrados.

La realización de pruebas de evaluación, la ventilación, el lavado de manos y el protocolo de higiene respiratoria, quedarse en casa si está enfermo y hacerse una prueba de detección, llevar a cabo el rastreo de contactos en combinación con la cuarentena y el aislamiento, y la limpieza y desinfección también son capas importantes de prevención para garantizar la seguridad en las escuelas.

Los estudiantes, maestros y miembros del personal deben quedarse en casa si tienen signos de alguna enfermedad infecciosa, además de ser remitidos a su proveedor de atención médica para realizarse una prueba de detección y recibir la atención necesaria.

Muchas escuelas brindan servicio a niños menores de 12 años de edad que no son elegibles para vacunarse en este momento. Por lo tanto, la guía hace hincapié en la implementación de estrategias de prevención estratificadas (p. ej., implementar varias estrategias de prevención combinadas de forma constante) para proteger a las personas que no están totalmente vacunadas, incluidos estudiantes, maestros, miembros del personal y otros integrantes de sus hogares.

Las estrategias de prevención del COVID-19 siguen siendo fundamentales para proteger a las personas, incluidos estudiantes, maestros y miembros del personal, que no están totalmente vacunadas, especialmente en áreas con niveles moderados a altos de transmisión en la comunidad.

Las diferentes localidades deben monitorear la transmisión en la comunidad, la cobertura de vacunación, la realización de pruebas de evaluación y la aparición de brotes a la hora de tomar decisiones sobre el nivel de estrategias de prevención estratificadas a implementar (p. ej., distanciamiento físico, realización de pruebas de evaluación).

 

Fuente: CDC

 

Edición Digital

Edición digital
anuncio1
anuncio 3

Últimas Noticias