Defensoría gratuita para inmigrantes de Cook

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

 

Un nuevo programa piloto lanzado por el condado ya ha asistido a una docena de indocumentados.

 

El Chicago Hispano

 

La Oficina del Defensor Público del Condado de Cook ofrece ayuda legal a los inmigrantes que no pueden pagar su propio abogado en la corte de inmigración.

 

En los dos primeros meses de vigencia del programa Unidad Piloto de Inmigración, los defensores públicos del condado han representado a una docena de indocumentados que enfrentaban procesos de deportación, de acuerdo con un comunicado.

 

Este programa se encontraba en proceso desde 2020, cuando la Junta del Condado de Cook asignó dinero para que la oficina ofreciera servicios gratuitos de abogados a los inmigrantes, sin importar su estatus legal. 

 

A fines de febrero de este año, la unidad, que incluye dos abogados de planta, un abogado supervisor y un asistente legal, comenzó a tomar casos de personas que enfrentan procesos de deportación en la corte de inmigración de Chicago.

 

Los servicios legales gratuitos para inmigrantes a través de este programa permitirán reducir la cantidad de expedientes pendientes en la corte de inmigración, que en el caso de Chicago rebasan los 110,000, incluidos más de 56,000 que carecen de un abogado, según los datos.

 

Aún cuando la detención de inmigrantes terminó en Illinois en febrero, debido a cambios en la ley estatal, los extranjeros con casos en la corte de inmigración de Chicago todavía pueden ser detenidos en cárceles y centros fuera del estado, advirtieron los defensores.

 

Sharone Mitchell Jr., defensora pública del condado de Cook,  aseguró a la prensa que “sin un abogado, las personas enfrentan un mayor riesgo de no obtener una fianza, pueden permanecer separadas de sus familias durante muchos meses, y corren un alto riesgo de ser deportados”.

 

En tanto, la comisionada Alma Anaya dijo que “la unidad está cambiando vidas al asegurarse que las personas que van a la corte de inmigración tengan a alguien de su lado que los defienda y guíe a través del proceso”. Antes de implementar la unidad se visitó un sitio similar en San Francisco, California.

 

A la fecha, se han manejado casos de personas que buscan asilo, así como otros relacionados con inmigrantes que han vivido en el área de Chicago durante años y enfrentan la deportación, informó Guadalupe Pérez, una de las abogadas de la unidad.

Cuatro de los extranjeros a los que representaron los defensores del condado fueron liberados de la custodia de inmigración en espera de la solución de sus casos, otros cuatro casos de fianza que manejó la unidad dieron como resultado que las personas se reunieran con sus familias.

 

Para ser representados por la oficina, las personas deben demostrar la falta de recursos financieros, tener un caso en la corte de inmigración de Chicago, tener vínculos con el condado de Cook y/o ser un cliente actual o anterior de la oficina del Defensor Público.

 

Los abogados de la unidad también comenzaron a acudir a la corte de inmigración en Chicago una vez por semana para identificar a las personas que necesitan representación legal, como parte de una colaboración con organizaciones no lucrativas de defensa de los inmigrantes.

Redacción El Chicago Hispano

 

Edición Digital

anuncio1
anuncio2
anuncio 3

Últimas Noticias