Creen que nunca tendrán su propia casa

Facebook
Twitter
LinkedIn

La muestra encontró que la falta de asequibilidad es el principal obstáculo de los jóvenes estadounidenses para tener en propiedad una vivienda.

 

Cerca de la mitad de los integrantes de las generaciones de millennials y zetas no planean comprar una vivienda en el futuro cercano, porque consideran que son demasiado costosas, y muchos de ellos creen que nunca serán propietarios de una casa, de acuerdo con los resultados de una encuesta de Redfin.

La muestra encontró que la falta de asequibilidad es el principal obstáculo de los jóvenes estadounidenses para tener en propiedad una vivienda, seguido de la ausencia de capacidad de ahorro, en casi la mitad de los millennials y un tercio de los zetas, para el monto del pago inicial, así como las elevadas tasas hipo tecarias.

Desde que comenzó la pandemia ha sido mucho más difícil costear una vivienda, especialmente para quienes compran una por primera vez. Los precios medios de venta de casas están en niveles récord, un 40% más desde 2019, por ello el grupo inmobiliario sondeó el sentir de los jóvenes estadounidenses.

La encuesta realizada entre 1,340 zetas, de 18 a 26 años, y 1,973 millennials, de 27 a 42 años, descubrió que el empeoramiento de la crisis de asequibilidad de la vivienda tiene un impacto enorme en las dos generaciones, haciendo mucho menos probable que tengan una vivienda como las generaciones anteriores. Solo una cuarta parte, el 26%, de los adultos zetas y la mitad de los millennials, 52%, son propietarios de su casa, frente al 71% de los Xs y el 79% de los baby boomers. Un tercio de las dos generaciones recientes no puede pagar cada mes una hipoteca, y uno de cada cinco necesita pagar primero la deuda de su préstamo estudiantil. “Muchos jóvenes no pueden elegir entre alquilar o comprar.

Están rentando su casa porque, aunque elevados, los pagos de alquiler siguen siendo más asequibles que comprar en gran parte del país, y los inquilinos no necesitan un pago Septiembre 2023 / Pag. 4 inicial”, dijo la jefa de Redfin, la economista Daryl Fairweather.
Las tasas hipotecarias mantienen su nivel más alto en 20 años, lo que aleja a los jóvenes de un plan de compra de su primera propiedad. En contraste, los salarios no han logrado un incremento sustantivo, mientras que el aumento del trabajo remoto durante 2020 y 2021 elevó la demanda y los precios de las viviendas.

De los jóvenes estadounidenses que planean comprar una casa el próximo año, muchos están recurriendo a trabajos secundarios. Cerca del 40% buscará un segundo empleo para ayudar a financiar el pago inicial de una vivienda, según el método más citado en la encuesta para comprar casa. Una cuarta parte de la Generación Z, 28%, y Generación Y, 23%, espera recibir un regalo en efectivo de su familia para el pago inicial de su vivienda.

El 20% de zetas y 15% de millennials planean utilizar una herencia; el 20% de ambas generaciones prevé vender acciones y el 15% criptomonedas.

Redacción El Chicago Hispano

Edición Digital

Últimas Noticias