Alumnos hispanos son inscritos en programa militar

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Chalkbeat, una organización de noticias sin fines de lucro, reveló un patrón claro de inscripción automática de estudiantes de minorías a clases de inducción a las Fuerzas Armadas.

 

Estudiantes latinos y afroamericanos de bachillerato en Chicago son inscritos automáticamente en un programa militar de clases orientado en gran medida a captar reclutas para las Fuerzas Armadas, y hay esfuerzos por expandir la práctica a todo Estados Unidos.

 

Información del distrito escolar de Chicago, recogida por la organización de noticias sin fines de lucro Chalkbeat, muestra un patrón claro de inscripción automática, y a menudo indeseada, en escuelas pequeñas de los sectores sur y oeste de la ciudad, que dan servicio a estudiantes predominantemente afroamericanos y latinos de bajos ingresos.

 

Las escuelas más grandes del sector norte, donde una mayor proporción de los estudiantes son blancos, tienen porcentajes significativamente menores de inscripción en el programa denominado Cuerpo de Entrenamiento Juvenil para Oficiales de Reserva (JROTC).

 

El programa consiste en clases diarias en ciencia militar, desarrollo de liderazgo y ciudadanía que buscan “crear actitudes e impresiones favorables” hacia las Fuerzas Armadas y las carreras militares.

 

Se trata de un programa popular entre los estudiantes, pero también ha sido muy criticado por concentrarse en escuelas de bajos recursos con significativas poblaciones de estudiantes afroamericanos y latinos, y por canalizar a los jóvenes hacia carreras militares, alejándolos de otras oportunidades educativas y laborales.

 

Dentro del distrito escolar de Chicago, el 94 % de los estudiantes inscritos en JROTC son afroamericanos o latinos, comunidades que representan el 83 % del total de estudiantes en las escuelas públicas.

 

James Gherardi, portavoz del distrito escolar, dijo en una entrevista que el programa es “voluntario”, pero reconoció que la inscripción automática se da en algunas escuelas.

 

El distrito escolar de Chicago ha prometido abordar las disparidades raciales en el acceso a programas de preparación para la universidad de los que carecen las escuelas con menos recursos, en las que JROTC a menudo llena el vacío.

 

La inscripción automática o involuntaria al JROTC no es exclusiva de Chicago, aunque se desconoce qué tan extendida es la práctica.

 

Los distritos escolares en Buffalo (Nueva York) y San Diego (California) fueron criticados por inscribir automáticamente a estudiantes en el programa en 2005 y 2008, respectivamente.

 

Actualmente se realizan esfuerzos por aumentar la inscripción en el JROTC a nivel nacional.

 

Un proyecto de ley presentado el año pasado en el Senado federal busca aumentar el número de programas en operación, de los alrededor de 3.400 actuales a no menos de 6.000.

 

El objetivo es “expandir las oportunidades para que más estadounidenses sirvan a su país”, especialmente en “comunidades rurales y urbanas en desventaja, donde los jóvenes anhelan futuros guiados por el propósito”. (EFE)

Edición Digital

Edición digital
anuncio1
anuncio 3

Últimas Noticias